Paris, Francia

Ronan & Erwan Bouroullec

In Cloth We Trust

Estilo - 03.11.2015

Tras quince años de carrera conjunta, estos dos hermanos son unos prolíficos autores de piezas de diseño, algunas de las cuales se exhiben en museos como el Pompidou de París o el MoMA de Nueva York.

La carrera de los hermanos Ronan (1971) y Erwan Bouroullec (1976) no ha dejado de crecer desde sus comienzos: en 1997 les descubre el diseñador italiano Cappellini y, después de trabajar con la Galería Kreo, Issey Miyake o con Rolf Felhbaum, Presidente de Vitra, importantes marcas como Alessi, Hansgrohe o Samsung comienzan a solicitar sus diseños. Pese a ello mantienen su estudio con apenas seis colaboradores con los que desarrollan trabajos heterogéneos, desde pequeñas joyas hasta intervenciones a escala arquitectónica: de lo más artesano a lo más industrializado. Su nota de color, originalidad e inventiva firma sus creaciones.

©Paul Tahon & R. E. Bouroullec
©Paul Tahon & R. E. Bouroullec
©Paul Tahon & R. E. Bouroullec
©Paul Tahon & R. E. Bouroullec
©Paul Tahon & R. E. Bouroullec
©Paul Tahon & R. E. Bouroullec
©Paul Tahon & R. E. Bouroullec
©Paul Tahon & R. E. Bouroullec

Los Bouroullec tocan todas las escalas y campos del diseño, incluyendo interiorismo y arquitectura. En sus exposiciones hacen uso de la superposición de materiales para definir la fragmentación espacial.

©Paul Tahon & R. E. Bouroullec
©Paul Tahon & R. E. Bouroullec
©Paul Tahon & R. E. Bouroullec
©Paul Tahon & R. E. Bouroullec
©Paul Tahon & R. E. Bouroullec
©Paul Tahon & R. E. Bouroullec
©Paul Tahon & R. E. Bouroullec
©Paul Tahon & R. E. Bouroullec
©Paul Tahon & R. E. Bouroullec
©Paul Tahon & R. E. Bouroullec

La producción del dúo parisino se caracteriza por la versatilidad en el uso de materiales y el empleo de técnicas de producción muy diversas, lo que otorga a las piezas una gran riqueza de colores y texturas.

©Studio Bouroullec
©Studio Bouroullec
©Studio Bouroullec
©Studio Bouroullec
©Studio Bouroullec
©Studio Bouroullec
©Studio Bouroullec
©Studio Bouroullec

La funcionalidad, la modulación y la repetición son tres de los principios que emplean estos dos hermanos para crear piezas innovadoras y ligeras que rechazan todo convencionalismo.

©Studio Bouroullec
©Studio Bouroullec